miércoles, 24 de julio de 2013

ESCENA DE HOTEL, DOS EN LA PUERTA / Poesía de José Ignacio Restrepo



DE DOBLE FAZ

lina

Ósculos que se dan sin su sustento,
impulsados por carne que lacera,
palpitante, rendida, ardiendo toda,
no representan
peligro,
solo son
esa sed compartida que se esponja
en una noche amable, que algo dura,
en la búsqueda mutua de motivos,
llamados por la bruma clima,
y por ese calor intemperante,
simplemente
sentido del instante...
Ósculos arrogantes,
pendencieros,
que tras de sí las manos algo urgidas,
se mandan como soldados a la guerra,
donde los cuerpos rasos
mistifican,
esa búsqueda trivial como epopeya,
y alli volvemos torpe la hermandad,
y ya solo comemos y bebemos,
esa mesa servida por el otro,
que ha quedado rendido
en nuestra pena,
de pedir sin rogar,
solo mordiendo,
ese labio que sin él
ya está sufriendo...
 
JOSÉ IGNACIO RESTREPO
• Copyright ©




2 comentarios:

  1. Bellísimo poema, tus sentimientos brotan en cada una de tus letras, profundo pero muy hermoso, un abrazo mi querido poeta.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por venir a la secreta, una vez más, Loly Pérez...Abrazos..

      Eliminar